El Honor de ser el Peor del Mundo

10 Abril, 2016

Brasil, Historias del Fútbol

El Ibis Sport Club perdió más de 500 partidos en su historia, llegó a estar 4 años sin ganar y su mejor delantero sólo hizo un gol en su carrera. Y sus hinchas se juntan a celebrar cada vez que pierden.

Brasil no sólo ganó más copas del mundo que nadie, sino que también abraza otro récord, aunque menos glorioso: el peor equipo del mundo está en su tierra. Es el Ibis Sport Club, que en 2001 logró entrar al libro de los récords Guinness.

El equipo del municipio de Paulista fue fundado el 15 de noviembre de 1938 por la compañía de sedas y algodón de Pernambuco, uno de los 26 estados del país, ubicado en el centro este de la región noreste.

Desde su nacimiento, hace 75 años, sufrió más de 3600 goles en contra y convirtió menos de 80. Así, el promedio por temporada es desolador: 48 goles en contra y 1.06 a favor. En un juego de opuestos, Lionel Messi anotó 91 tantos en los 69 partidos que jugó en 2012 entre el Barcelona y la selección argentina, lo que también le valió ingresar al Guinness.

Siguiendo con los números, sobre casi 700 partidos perdió más de 500 y no llega a los 100 triunfos. Con motivo del aniversario, sus hinchas se juntan cada 15 de noviembre y, cuentan, necesitan sólo una cosa para que la fiesta se completa: que el Ibis pierda.

Como todo club, éste también tiene su jugador emblema, aunque sea un antihéroe. Se trata de Mauro Shampoo, que tiene dos parecidos con Diego Maradona: usaba la número diez en la espalda y tiene una melena enrulada similar. Por lo demás, nada que ver: en los diez años que “brilló” como titular convirtió un único gol, aunque en rigor no existe ningún registro de que haya mandado la pelota a la red. El ídolo del Ibis merodeó por las canchas de los ’80 y en 2006 llegó al cine con el documental Mauro Shampoo: futbolista, peluquero y hombre.

La historia perdedora del Ibis es anterior a su estrella. En los años ’70 empezó a forjar una fama que consolidaría brutalmente: ser el peor de todos. Eran repetidas las goleadas por 15 o 30 a cero. En 1987 el Sport Recife, el equipo poderoso de la región, le encajó 44 goles en 4 partidos. Ese mismo año, Estudiantes de Buenos Aires salió último en el torneo Metropolitano argentino y descendió después de 40 partidos en lo que recibió 73 goles en contra.

Entre varias rachas gloriosas, se destaca la que comenzó el 20 de julio de 1980, cuando le ganó a Ferroviario 1-0 por el campeonato estadual de Pernambuco. Fue su última victoria hasta el 17 de junio de 1984, cuando batió 3-1 a Velo Clube. En los tres años y once meses que demoró en volver al triunfo, cayó en 48 oportunidades y empató 7, con 25 goles a favor y 231 en contra.

En 2001, su entonces presidente, Pinheiro Caldas, exigió el ingreso al libro de los récords Guinness como el peor equipo del mundo. Desde entonces, su camiseta a rayas verticales rojas y negras tiene un escudo con un pájaro negro debajo del cual figura la leyenda “Pior time do mundo”.

El Ibis, que en 2012 quedó antepenúltimo en el torneo de segunda división de Pernambuco, fue noticia en 2009 cuando quiso contratar a Romario, delantero campeón del mundo en Estados Unidos 1994. También volvió a la prensa en el 2014. Fue en la previa de la Copa de las Confederaciones que se realizó en Brasil, cuando se ofreció como rival de entrenamiento de Espala, último campeón del mundo.

Ex jugador y ex entrenador del Ibis, Ozir Ramos es su actual presidente. El hombre, que tiene la oficina administrativa del club en el baúl de su auto, sostiene que la relación con el equipo es como la de un alcohólico con la bebida: “Sabe que le hace mal pero no puede dejar el vicio”.

Ibis sport club

, ,

No comments yet.

Leave a Reply

Directorio de Fútbol